Banner

banner
Duis autem vel eum iriure dolor in hendrerit in vulputate velit esse molestie consequat, vel illum dolore eu feugiat
Shop Now

Product Categories

New In Store

Latest News

como calentar antes de jugar

Cómo calentar antes de jugar al padel

Muchas personas no se toman suficientemente en serio el calentamiento antes de practicar cualquier deporte. Gran error. Y es que, muchas veces depende de cómo calentar antes de jugar una buena partida de pádel.

No solo te ayudará a obtener mejores resultados, sino que además se trata de un momento totalmente necesario para preparar tu cuerpo, músculos y articulaciones antes de un partido que, en la mayoría de casos, puede ser muy intenso.

Entonces, ¿cuáles son los mejores ejercicios de calentamiento antes de jugar al pádel? Lo creas o no, no basta con solo unos minutos de peloteo, como suelen hacer muchas personas. Ya sea un partido entre amigos o de competición, es indispensable prepararse desde el calentamiento.

Por suerte, puedes calentar de muchas maneras y adecuar tu calentamiento de acuerdo a la meteorología y otras variables, ya sea tu forma física o nivel, la pista en la que juegues… así que no lo demores más y comienza a calentar antes de jugar como es debido.

Calentamiento para una sesión de pádel

calentamiento-para-una-sesion-padel

Es buena idea comenzar desde lo general hasta terminar por lo específico, comenzando tu calentamiento trotando durante unos minutos. Así, empezarás poniendo a punto todo tu cuerpo de una manera suave pero constante y eficaz.

Para no acomodarnos demasiado a esta nueva situación, será necesario ir añadiendo variantes que supongan pequeños retos y modificaciones, como saltos, movimientos laterales o en zigzag, cruces de piernas… y mejor aún si lo acompañamos con los brazos.

Bien, podríamos decir que hasta aquí es la fase más general de tu calentamiento. Ya has preparado el cuerpo para lo que se avecina. Sin embargo, lo ideal será que lo completes con una segunda parte: el calentamiento más específico.

¿Y qué es lo mejor para progresar en nuestras habilidades en pádel mientras calentamos? La respuesta es sencilla: simular todas aquellas acciones y movimientos que realizamos durante el transcurso de una partida.

Para ello, podremos ayudarnos de múltiples utensilios para delimitar zonas y forzarnos a cumplir con ciertos recorridos, como es el caso de los conos o la escalera. Movimientos en zigzag, desplazamientos laterales o simulando bolas bajas… 

Durante estos ejercicios, se trabaja principalmente el tren inferior. Por eso, es importante guardar un equilibrio y trabajar del mismo modo el tren superior. ¿Cómo? Mediante el uso de gomas para calentar los hombros (otra articulación muy usada durante las partidas).

No solo los estarás calentando como es debido para prepararlos y prevenir así posibles lesiones, sino que es también una forma excelente de mejorar su movilidad y con ella, su destreza para actuar con mayor rapidez y agilidad en cada jugada.

Y por último, es hora de englobar y aunar todos los movimientos con los que hemos calentado anteriormente, y pasar a usar la pala y la pelota para terminar el calentamiento. Tú eliges si simplemente quieres simular los movimientos o utilizar la pelota.

Además, siempre puedes centrarte en todos aquellos ejercicios en los que necesitas mejorar. Por lo tanto, otra ventaja de tu calentamiento de pádel es que podrá ser de todo, menos aburrido.

Como ves, dedicarle un poco más de tiempo y esmero a tus calentamientos antes de los partidos de pádel, puede suponer grandes ventajas. Tan solo en unos pocos minutos, puedes maximizar al máximo tu rendimiento.

Y si encima grabas tus calentamientos con un sistema de monitorización como el de Pikku Sports, podrás avanzar en tiempo récord, analizando tus puntos fuertes y débiles en tiempo real. ¿A qué esperas para convertirte en el mejor jugador de pádel entre tus amigos? Todos ellos se preguntarán cómo has conseguido mejorar tanto en tan poco tiempo…

Si te ha aparecido interesante, quizás te interese leer: